Estar atentos

YO ESTOY AQUÍ (1º Adviento A: Isaías: 2,1-5 / Romanos 13,11-14 / Mateo 24,37-44)

La liturgia de este domingo nos prepara para la fiesta que está próxima que es la natividad de nuestro Señor. Muchas veces nos equivocamos cuando pensamos que en la Navidad nos preparamos para comer, tomar, disfrutar y me pregunto ¿Jesús que está por nacer?

En varias oportunidades hemos escuchado que se acerca el fin del mundo, que todo va a arder, que la ola va a inundar todo. También hemos escuchado que los terremotos y las inundaciones son parte de este fin del mundo. ¿Pero nosotros creemos en eso? No, hay desastres naturales, pero no es el fin del mundo, sino más bien un mundo que clama la destrucción que el ser humano está haciendo.

¿Para los católicos existe este fin del mundo? No, para nosotros no existe este fin del mundo, sino más bien es el fin de los tiempos, ese es un tiempo especial donde nos encontramos con nuestro Dios y como dice el apóstol san pablo, deseo la muerte para estar con Cristo (Filipenses 1,23).

Entonces, el fin de los tiempos ¿es algo malo? No, al contrario, porque no es sufrimiento, sino esperanza y gozo para vivir en el Señor, pero para ello la palabra nos dice que estemos atentos, porque no sabemos cuándo va a ser ese día.

251116Por lo tanto, tenemos que estar alertas, o como dice la carta a los Romanos, que debemos despertarnos en la fe, porque nuestro corazón está dormido, no alimentamos nuestra fe, no buscamos a Dios, nos encerramos en nosotros mismos y nos olvidamos de los demás.

La liturgia de hoy nos pide que salgamos al encuentro de los demás, que no nos centremos en otra cosa más que en Jesús quien nos salva, pero seguirlo a él no es algo fácil, es cargar la cruz y seguirlo, cumplir las obra de misericordia ¡no porque ya se terminó el año debemos dejar de hacer las obras de misericordia!

Y así podemos cantar como el salmista “levanto mis ojos a los montes: ¿de dónde vendrá mi auxilio? Mi auxilio viene del Señor…” Debemos confiar en el Dios de la vida y no seguir a los que predican la muerte y la destrucción.

Demos gracias a Dios porque nos envió a su hijo único y recordemos lo que nos decía san Arnoldo Janssen: “Todo trabajo por el Reino de Dios, es ante todo y en primer lugar, un compromiso en la oración”.

Grupo Bíblico San Pablo
Córdoba


.

Recursos para acompañar la reflexión bíblica de esta semana

Servicio Bíblico Latinoamericano (Koinonía) (lecturas y comentarios para toda la semana, para descargar en formato de texto)
Con los ojos abiertos (José Antonio Pagola)
Ni lamentar el pasado ni esperar nada del futuro (Fray Marcos)
Todos vivían una “vida normal” (Martín Weichs svd)
Ser alguien (Vicente Martínez)
Primer domingo de Adviento (José Luis Sicre)
Cada vez más cerca (Dolores Guzmán)
De las espadas forjarán arados. Adviento con Isaías (Xabier Pikaza)
La esperanza llega a nuestra vida (Video semanal – Quiero ver)