Sólo el Evangelio nos sacará del atasco

Artículo del Mes, marzo 2015

José María Castillo, nos invita con este artículo a una metanoia (cambio de mente) para poder acoger el Proyecto de Igualdad que Jesús trajo. Es una buena reflexión para este tiempo de Cuaresma y para un verdadero examen de conciencia.

Jesús en el Evangelio de Juan 6, 37 nos dice: “yo no rechazaré al que venga a mí”. Hoy, como al principio del cristianismo, queremos ser comunidades-casas donde muchos desheredados y desamparados por la sociedad actual puedan encontrar el calor de hogar, el respeto y el aprecio, y recuperar la dignidad de su condición humana. Tampoco nosotros queremos rechazar a nadie, no queremos excluir a ninguno por más diferente que sea, no eliminar lo diverso que puede enriquecernos.

El atasco no es meramente cultural o axiológico, es también económico, técnico, ideológico; exige no sólo una valoración ética, sino también un compromiso político transformador para crear estructuras y mecanismos de promoción de lo humano y relacional que genere más vida y cuidado.

Entonces sí, bien entendido, el Evangelio nos sacará del atolladero y nos marcará caminos de salidas nuevas, porque el Evangelio es la Buena Nueva que toca y transforma la vida.

.